Francisco exhorta a seguir promoviendo la reconciliación y la unidad entre cristianos

“Al comprometernos en un esfuerzo más intenso por cuidar de los más necesitados, trabajar por la justicia y por la paz, y promover el desarrollo humano, hagámoslo movidos por el Evangelio”. Este es el llamamiento del Papa Francisco a los participantes en la XI Asamblea del Consejo Mundial de Iglesias (CMI), que se celebra en Karlsruhe, Alemania, del 31 de agosto al 8 de septiembre, y está centrada en el cuidado de la creación. Lo hace en un mensaje que fue entregado este jueves 1º de septiembre por el Cardenal Kurt Koch, prefecto del Dicasterio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos.

El Papa desea “un encuentro significativo y fructuoso, que profundice y refuerce los lazos de comunión entre las Iglesias y Organizaciones ecuménicas allí representadas”. Recuerda que desde la tercera Asamblea de Nueva Delhi, en 1961, la Iglesia católica ha enviado observadores delegados. “Me alegra que también esta vez esté presente una delegación, signo de la consolidada relación que ha crecido a lo largo del tiempo entre la Iglesia católica y el Consejo Mundial de Iglesias”, escribe el Sucesor de Pedro.

“El amor de Cristo lleva al mundo a la reconciliación y a la unidad”

Reflexionando sobre el tema de la Asamblea, ligado a la reconciliación, Francisco constata que “nuestro mundo sigue aún afligido por la discordia, el conflicto y la división”. También “persisten las guerras, las discriminaciones, diferentes formas de injusticia y de división, incluso entre los mismos cristianos”.

“El mundo globalizado en que vivimos nos exige un testimonio común del Evangelio, en respuesta a las apremiantes necesidades del tiempo presente”.

Según el Pontífice, este asunto es “una oportuna invitación dirigida a la comunión mundial de los cristianos para trabajar juntos por un mayor acercamiento y unidad entre las Iglesias, las religiones, las culturas, los pueblos, las naciones y toda la familia humana, y fomentar la reconciliación en el mundo”.

Hay que hacer presente la plenitud de la reconciliación

“¿Cómo podemos proclamar el Evangelio de la reconciliación de una forma creíble, sin estar a la vez comprometidos, como cristianos, a promover la reconciliación entre nosotros?”, se pregunta el Papa. El Obispo de Roma pide a Dios que la Asamblea “fortalezca el compromiso de todos para que intensifiquemos la cooperación en la búsqueda de una comunión más plena y visible”.

“La reconciliación entre los cristianos es el prerrequisito fundamental para la misión creíble de la Iglesia. Ecumenismo y Misión se pertenecen e interrelacionan mutuamente”.

La Asamblea, ícono emblemático de la diversidad reconciliada

El Santo Padre finaliza su mensaje con el deseo de que el encuentro “fortalezca y profundice la comunión entre todos, para que la unidad de los cristianos sea cada vez más un signo radiante de esperanza y de consuelo para la humanidad”.

“Consciente de que el alma del ecumenismo radica en la conversión, la santidad y la oración auténticas (cf. Unitatis Redintegratio, 8), rezo para que la Asamblea pueda llevar el mundo más cerca de la reconciliación y la unidad, bajo el poder y la luz del Espíritu Santo”.

El CMI: Siete nuevas iglesias miembros

En la XI Asamblea del CMI, de las 352 Iglesias miembros del Consejo, 295 están presentes en la reunión. Como informa el Consejo en su página web, se dio la bienvenida al CMI a siete nuevas Iglesias miembros: “En 2016, se unieron Iglesia Reformada Neerlandesa de Sudáfrica, el Sínodo de Blantyre de la Iglesia Presbiteriana de África Central de Malawi y el Consejo de Iglesias Bautistas en el noreste de la India”.

“En 2018, agregan, se unieron la Iglesia de la Hermandad de África de Kenia y la Comunidad de Iglesias Bautistas de África Central de la República Democrática del Congo”.

“Y en 2022, pasaron a formar parte del CMI la Misión de la Fe Apostólica de Sudáfrica y la Primera Misión de la Iglesia Africana en Nigeria”, puntualizan.

Post Comment